Latest Entries »

Sin título

El Espíritu Santo, el don de Dios

“Dios es Amor” (Jn 4,8-16) y el Amor que es el primer don, contiene todos los demás. Este amor “Dios lo ha derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos ha sido dado”. (Rom 5,5).

Cada vez que tu corazón siente el impulso de acercarse más a Dios y estar más cerquita de él… es el espíritu santo que mueve tu corazón -así como el viento mueve los velos de una barca – logrando que en tu interior se encienda una llama que representa el amor de Dios y que puedas entender todas las obras de su creación 

 

Para leer un poco más sobre el espíritu santo, te invitamos a dar click en la imagen y seguir el siguiente enlace 
https://www.aciprensa.com/recursos/quien-es-el-espiritu-santo-2226/

View full article »

La felicidad

12191604_646665482143370_580833268259948315_nPuedes tener defectos,estar ansioso y vivir irritado algunas veces,pero no te olvides que tu vida es la mayor empresa del mundo.sólo tu puedes evitar que ella vaya en decadencia.Hay muchos que te aprecian,admiran y te quieren. Me gustaría que recordaras que ser feliz no es tener un cielo sin tempestades,camino sin accidentes,trabajo sin cansancio,relaciones sin decepciones. Ser feliz es encontrar fuerza en el perdón,esperanza en las batallas,seguridad en el palco del miedo,amor en los desencuentros.

Ser feliz no es solo valorizar la sonrisa,sino también reflexionar sobre la tristeza. No es apenas conmemorar el éxito,sino aprender lecciones en los fracasos.


No es aprender a tener alegría con los aplausos,sino a tener alegría en el anonimato. Ser feliz es reconocer que vale la pena vivir la vida,a pesar de todos los desafíos,incomprensiones y periodos de crisis. Ser feliz no es una fatalidad del destino,sino una conquista para quien sabe viajar para adentro de su propio ser. Ser feliz es dejar de ser victimas de los problemas y volverse actor de la propia historia. Es atravesar desiertos fuera de si,mas ser capaz de encontrar un oasis en lo recóndito de nuestra alma. Es agradecer a Dios cada mañana por el milagro de la vida.

abrazo-familiar_2

Ser feliz es no tener miedo de los propios sentimientos, es saber hablar de si mismo. Es tener coraje para oír un “no”. Es tener seguridad para recibir una crítica,aunque sea injusta. Es besar a los hijos,mimar a los padres,tener momentos poéticos con los amigos,aunque ellos nos hieran. Ser feliz es dejar vivir a la criatura libre,alegre y simple,que vive dentro de cada uno de nosotros. Es tener madurez para decir ‘me equivoqué’. Es tener la osadía para decir ‘perdóname’. Es tener sensibilidad para expresar ‘te necesito’.
Es tener capacidad para decir ‘te amo’.

amoQue tu vida se vuelva un jardín de oportunidades para ser feliz… Que en tus primaveras seas amante de la alegría. Que en tus inviernos seas amigo de la sabiduría.
Y que cuando te equivoques en el camino, comiences todo de nuevo, pues así serás más apasionado por la vida perfecta!
Usar las lágrimas para regar la tolerancia. Usar las pérdidas para refinar la paciencia. Usar las fallas para esculpir la serenidad. Usar el dolor para lapidar el placer. Usar los obstáculos para abrir las ventanas de la inteligencia.
Jamás desistas…. Jamás desistas de las personas que amas. Jamás desistas de ser feliz,pues la vida es un espectáculo imperdible!

Convocatoria 2016 :)

Si eres mayor de 7 años y te gusta alabar a Dios, estás interesado en aprender de Él y conocer más chicos y chicas como tú,

¡te invitamos a formar parte de nuestro ministerio de Acólitos y Maestros de Ceremonia!

Acércate a la Parroquia Santa Rosa de Lima en el barrio la Alquería, todos los sábados a las 10:00 a.m.,

¡te estaremos esperando!

acólitos invitación

Webgrafía: http://odresnuevos.es/2016/02/03/calendario-de-cuaresma-2016/
Webgrafía:
http://odresnuevos.es/2016/02/03/calendario-de-cuaresma-2016/

¿Alguna vez te has preguntado como enseñar y dar a conocer sobre la cuaresma?, En esta interesante página podrás encontrar grandes ayudas para trabajar sobre este tiempo litúrgico

 

 

¡Hola, maestro! Hoy queremos presentarte una PÁGINA interesante y GENIAL que podrá ser una gran ayuda para este tiempo litúrgico en donde nos preparamos para la semana Mayor o Semana Santa…

 

 

12651091_10208456417797803_2854089808504773498_n

“A veces se piensa que la santidad es un privilegio reservado a unos pocos elegidos. En realidad, ¡llegar a ser santo es la tarea de cada cristiano, es más, podríamos decir, de cada hombre!”. Benedicto XVI.

El rosario

Alguna vez te has preguntado, por qué es tan importante el rosario en nuestra iglesia. Bueno… quizás la siguiente anécdota te ayude a entender un poco mas y a responder tus preguntas.

“AMOR A MAMÁ MARÍA”

Se cuenta…
Que San Pedro muy preocupado, al notar la presencia de algunas almas, a las cuales no recordaba haberlas hecho pasar al cielo y se puso a investigar y encontró que había un lugar por donde entraban y fue entonces ante el Señor y le dijo:


Señor he observado que aquí hay algunas almas a las que no recuerdo haber abierto y hallé un hueco por donde entran yo quisiera que los vieras.


Aceptó Jesús acompañarlo y vio que de un hoyo descubierto colgaba un inmenso Rosario hacia la tierra, por donde constantemente suben muchas almas.


Alarmado, le dijo San Pedro: creo Señor, que debemos cerrar esa entrada de…
No, no, le respondió Jesús, déjalo así, esas son cosas de mi Madre…

“Ha hecho en mí grandes cosas el que todo lo puede. Exaltó a los humildes”. Lucas 1,39-56.

 

 12522968_10206617768101884_19681992192965664_n

Momento de reflexión:

María vivió en condiciones de peregrina, con confianza total se abandonó al Señor y, guiada por Él, en todo momento cree y espera. María vive unida a Cristo durante toda su vida, hasta llegar con Él a la cruz. El dolor del hijo se hace dolor para la madre. Está presente cuando llega la hora decisiva y, desde la cruz, colabora y se hace madre de todos los redimidos. No es de extrañar que los enfermos, los cansados de caminar, los que necesitan una luz para sus vidas quieran caminar desde lejanas tierras para acercarse a estos santuarios de fe, de amor y de paz. María, es madre de todos, en especial de los necesitados, está junto a las vidas rotas de tantas personas como estuvo junto a su Hijo. “Ella sigue con sus ojos misericordiosos” a todos los que acuden a Ella invocándola en momentos difíciles.
Del Salmo 44: De pie, a tu derecha, está la Reina.

¿Qué es el Bautismo?

¿Qué es el Bautismo?

Es el sacramento que nos inicia en la vida cristiana. Nos hace Hijos de Dios y miembros de la Iglesia.

¿Qué es el Bautismo?
¿Qué es el Bautismo?

Cuando los niños nacen, inmediatamente los papás le ponen un nombre, pues saben que es muy importante llamarlo de alguna manera para poderlos registrar y para que sean “alguien en especial”, con nombre y apellido, para que sean ciudadanos del país en que nacieron. Lo que hace que tengan derechos y obligaciones.

Sin embargo, no sucede lo mismo con el Bautismo, a veces no le damos la importancia que tiene o estamos confundidos porque escuchamos diferentes opiniones y nos olvidamos de que la Biblia nos dice:

“El que crea y se bautice se salvará”. (Mc. 16, 16)

Como todos sabemos, los hombres nacemos con el “pecado original” que cometieron nuestros primeros padres, Adán y Eva.

Como Dios nos ama mucho y sabía que mientras estuviésemos en pecado, no podríamos vivir en amistad con Él, nos envió a su Hijo Jesucristo, quien se hizo hombre como nosotros para salvarnos y hacer posible la vida de amor con Dios.

Para ello Cristo, murió en la cruz y resucitó. De esa manera venció al pecado e hizo posible que nosotros podamos morir al pecado y nacer de nuevo a la vida de Dios. Todo ello, gracias al Bautismo.

Todos nacemos separados de Dios, es decir, “muertos a la vida de Dios” por el pecado original y nacemos a la vida de Dios, a la vida espiritual, al recibir el Bautismo.

bautizo

El Bautismo, como todos los otros sacramentos fue instituido por Cristo. Él le dio el mandato a los apóstoles de “ir y bautizar” a todas las criaturas.

Por el Bautismo, Dios nos da el DON, el regalo, de ser hijos de Él, dándonos su mismo Espíritu, para que habite en nosotros. A partir de ese momento Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo, la Santísima Trinidad, habitarán en el bautizado.

La materia que se utiliza en el Bautismo es el agua natural.

La forma son las palabras que dice el ministro: “Yo te bautizo en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo”, las cuales deben pronunciarse al mismo tiempo que corre el agua.

El ministro normalmente es el sacerdote. En caso de necesidad, es decir, cuando un niño o un adulto se encuentra en peligro de muerte y no es posible que el sacerdote esté presente, lo puede administrar cualquier persona, siempre y cuando tenga la intención de hacerlo y use la materia y la forma correspondiente. Y hay que notificar a la parroquia para que quede registrado y, en caso de que viva, para que pueda recibir la ceremonia del Bautismo solemne.

Cuando no se sabe si la persona que se va a bautizar está viva o muerta, antes de decir la forma se añaden las siguientes palabras: ”Sí estás vivo, yo te bautizo ………… “.

El sujeto es toda persona que no haya sido bautizada:

Adultos: se necesita tener la intención de recibir el Bautismo, que tengan fe, y que estén arrepentidos de sus pecados.

Niños: los padres tienen la obligación de bautizar a sus hijos lo antes posible después de su nacimiento. Es derecho de los hijos el recibir de sus padres todos los dones y valores para su desarrollo humano y cristiano, el Bautismo es el don más preciado que tienen los padres, “el don de la vida de gracia”. Así como se les registra para que obtengan sus derechos, se les debe hacer hijos de Dios, hacerlos partícipes de la fe de sus padres, que es lo más importante, haciéndolos cristianos.

 

 

Requisitos para el Bautismo:
Los padres tienen la obligación de hacer que los hijos sean bautizados en las primeras semanas. Cuanto antes después del nacimiento e incluso antes de él, acudan al párroco para pedir el sacramento para su hijo y prepararse debidamente. (CIC 867)
Sólo los papás tienen el derecho de llevarlos a bautizar.
En caso de adultos manifestar su deseo de bautizarse y asistir a pláticas de preparación.
Presentar el acta de nacimiento ante el sacerdote o su representante.
Tomar las pláticas prebautismales los papás y los padrinos.

Padrinos: son aquellos que presentan en la Iglesia al bautizado, contestan en su nombre y asumen la responsabilidad de la educación cristiana del bautizado si faltan sus padres. Se requiere de un padrino y una madrina en caso de los niños. En el caso de un adulto debe de ser uno solo, que debe de vigilar que lleve una vida cristiana después de ser bautizado. Ser padrinos no implica asumir responsabilidades materiales.

Requisitos para ser padrinos: Ser bautizado y tener la intención de asumir las responsabilidades, tener uso de razón, haber cumplido 16 años, estar confirmado, haber hecho su Primera Comunión y llevar una vida de fe. Los padrinos han de ser solteros o casados por la Iglesia. No pueden vivir en unión libre, ya que deben de ser modelos de vida cristiana para los ahijados.

descarga